Cerrar

Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Higia, Comunidad profesional de Farmacia - Ir al inicio higiacomunidad.es

Invitado Identifícate Regístrate ! ¡Regístrate en Higia! La única red farmacéutica orientada a todos los profesionales sanitarios

Blog

Ya pasó otra vez la Navidad

Lo comparto 2

Julio Marco Barroso

Creado por Julio Marco Barroso

Última actualización el día 25 de enero 2018

Consultado en 194 ocasiones

Navidad

 

Bueno, queridos lectores, pues ya pasó otra vez la  Navidad . ¿No os parece que cada vez pasan más rápido?. Lo bonito, es que mientras duran los días de Navidad, algo en la vida de todos cambia. Te pueden gustar o no, puedes verlas con muchas ganas y esperanza o con melancolía y desgana,  pero es evidente que estos días tienen algo diferente

Hay personas que viven la navidad como un tiempo de recuerdos, la mayoría tristes, por todo lo que se perdió,…o de nostalgias. Recuerdan a familiares que ya no están, personas amadas que se perdieron, faltas de afecto, y en definitiva prefieren que pase rápido este tiempo e intentan distraerse, ¿de qué?… pues probablemente distraerse de su propia vida

Otros intentan hacer de la Navidad un tiempo especial, quieren que todo luzca en un ambiente diferente, creen en los mensajes positivos, en los sentimientos nobles, y piensan en qué pueden hacer para sentirse mejores personas, para acercarse más a un mensaje de paz y esperanza de la navidad

Pero lo más importante es que la Navidad, nos hace trascender y “nos hace recuperar lo que somos, para no quedarnos en lo que hacemos”.

Bien, pues pienso, que hacernos conscientes de esta realidad, es lo que nos permite aprovechar mejor la vida y sus tiempos especiales. Vivir el presente con intensidad

Porque, como dicen muchos poetas:     ¡Oh, tiempo, que te me escapas! ¡Qué pronto te me vas! Y así, va pasando el tiempo, Navidad tras Navidad

 

Si hay algo inmovible en esta vida, es que el tiempo pasa y no se detiene

Las pasadas Navidades estuve en PRAGA y me cautivó su árbol de Navidad gigante y su reloj astronómico que data de 1410 que se convierte en todo un escenario teatral plagado de figuras animadas que cada hora mueven sus cabezas negativamente. Todas, menos la muerte, representada por un esqueleto con un reloj de arena que toca una campana, y mueve su cabeza afirmativamente simbolizando que ella tiene siempre la última palabra y que te queda una hora menos de vida.

 

Por eso,  deberíamos ser verdaderos sabios al utilizar el tiempo, y darle prioridad a las cosas que realmente lo merecen. Establecer una escala en la importancia de nuestras actividades e ir detrás de ellas hasta alcanzarlas, porque ¿quién tiene garantía de que podrá hacer algo mañana?¿quién sabe lo que mañana ocurrirá?.... Pues nadie, nadie tiene ese mágico poder, por eso todo lo que podamos hacer hoy, no lo debemos dejar para el otro día

 

La gente se  olvida de la importancia  del tiempo, y únicamente se percatan de ello, cuando es tarde ya, entonces quieren correr detrás de los años que se han ido. Y es en esos momentos cuando nace la nostalgia de lo que pudo haber sido y no fue, de los sueños que no se realizaron y los caminos que no se recorrieron.

El tiempo no perdona, no espera, simplemente pasa y luego sin querer nos castiga

 

Mira tu presente y valora lo que tienes, antes de que llegue la próxima Navidad, y te haga valorar lo que tuviste

 

¿Y cómo se consigue esto? Pues, Simplemente haciendo una revisión de nuestras prioridades, metas y objetivos. Reflexionando. Sabiendo qué queremos, qué tenemos y hacia dónde vamos. Que para eso la Navidad es también un tiempo de Re –nacimiento y esperanza. Una nueva oportunidad de crear la vida que deseas y empezar de cero.

En consecuencia, ya pasó la Navidad, y ya estamos otra vez a principios de año!!!  

Un nuevo año es como una página en blanco, lista para que proyectemos sobre ella todo aquello que nos gustaría que ocurriera.

Pero, con el paso de los meses se va llenando de borrones y la historia se va reescribiendo por su cuenta sin que podamos hacer mucho por reconducir el relato , y se nos aparece de esa manera la famosa frase de John Lennon,  de que “La vida es lo que te pasa mientras estas ocupado haciendo otros planes” y así nos va pasando Navidad tras Navidad, año tras año,…. que nuestros planes no se cumplen y está demostrado que el 90% de las personas abandonan sus retos en los 2 primeros meses del año

Pero por suerte,  Enero siempre nos ofrece, ese breve espejismo temporal, en el que sentimos que podemos controlar la narración a través de toda una índole de listas de manoseados propósitos, de objetivos que nos ponemos siempre. Propósitos que probablemente olvidaremos pronto, como nos suele pasar todos los años

Bien, pues este comienzo de año, no lo dejes pasar como uno más , aprovecha el tiempo al máximo, vive cada instante, Aprovéchate del espíritu que viviste en Navidad y atrévete a poner por fin en marcha tus sueños más profundos..  Y corre, que el tiempo vuela y se consume… Lo que hicimos ya no lo podemos cambiar y no tiene sentido arrepentirnos de nuestro pasado. Lo hecho, hecho está. Disfruta del presente y del tiempo que estás viviendo, porque el tiempo es un lujo que ya no tenemos. Vive este comienzo de año como si fuera el último. Otro año ya está aquí y es tuyo… aprovéchalo todo lo que puedas y no lo dejes escapar

http://www.juliomarco.com/

jmarcobarroso@gmail.com

 

Etiquetas: Navidad; Coaching;

0 Comentarios

Otros artículos del autor

Ver más